Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» limpiando el salon [libre]
Lun Abr 04, 2011 2:53 am por Charles Baudelaire

» Registro de dones
Lun Ene 10, 2011 9:11 pm por Leopoldo Zachs

» Matricula de la escuela
Lun Ene 10, 2011 9:06 pm por Leopoldo Zachs

» Registro de PB [ROSTROS]
Lun Ene 10, 2011 8:57 pm por Leopoldo Zachs

» o la luna tan bella como una muñeca de porcelana [libre]
Sáb Dic 18, 2010 5:58 pm por Annalisse Deverauz

» de compras [libre]
Sáb Dic 18, 2010 4:39 pm por anabell coen

» Opina sobre el avatar de arriba!
Lun Dic 13, 2010 2:36 am por anabell coen

» Escribiendo [libre]
Miér Dic 08, 2010 2:15 am por anabell coen

» ¿Es posible un pje que sea hijo de vampiro y hechicera?
Sáb Dic 04, 2010 1:08 am por Astrid Lennox

» Recorriendo [Dave + Libre]
Vie Dic 03, 2010 5:57 am por anabell coen

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 20 el Sáb Ago 07, 2010 1:39 am.

Copyright; El foro se reserva en completo el diseño, historias e imagenes presentados en el foro Écolè La Sang.

Cualquiera que plagee o copie alguno de estos se aferrará a las consecuencias por parte de la administración.

Vaya, vaya... {Aubree S.}

Ir abajo

Vaya, vaya... {Aubree S.}

Mensaje por Kimberley Monroe el Jue Ago 12, 2010 12:47 am

Me miré al espejo con cierta sonrisa en los labios. Era dificil saber como me veía, pero según yo... Me veía bien, normal a los ojos humanos. Nunca de los nunca me gustaba alardear ni mucho menos, llamar la atención no era, precisamente, mi vocación. Aquellos brujos con los que me cruzaba en mi camino, por lo general, eran personas que ponían su pequeño local de magia. Algunos resultaban farsantes, y otro poco no tanto. Yo seguía mi camino, no sin antes verles de lejos, ver como se desarrollaban en su vida 'humana. No lo hacía tan mal dejando de lado que hacian magia para ganarse la vida. A mi no me gustaba ello, así que no lo hacía y ya.
Me encontraba en el almacén mas grande que en mi vida había visto. Miles de niveles, uno montón de tiendas. Si fuese llanamente humana hubiera empezado a caer en un euforia que terminaría en un sobre giro de tarjetas de, seguramente, papi. Aquella idea me hizo esbozar una fina sonrisa. Ese día mi vestimenta era nada fuera de lo extraordinario. Cabello suelto, una blusa de tirantes blanca, oculta tras una chaqueta de color marrón, pantalón de mezclilla y unas botas de un color parecido a mi chaqueta. Mis pasos eran sueltos y gráciles, con el típico toque 'magico'. En mi mano tenía uno de esos cafés, que hacía en la tienda de Starbucks, algo que hacían muy bien los humanos era el café de allí. Le di un sorbo, hasta que llegué a una banca, me detuve un momento a descansar.
avatar
Kimberley Monroe

Mensajes : 49
Fecha de inscripción : 07/08/2010
Edad : 24

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.